El agua de la fuente del parque Hidalgo de color rosa invita a exploración oportuna en contra del cáncer de mama.

NOTICIAS
244
0
¡Vive Arandas!

IMG_0261

Una ciudad con fuentes es una ciudad con vida,  es como los aretes, las fuentes parecen no tener una función en concreto, pero dan coquetería al espacio en que se instalan gracias a sus esculturas, formas, movimientos del agua y, admitámoslo, son una tentación para refrescarse durante la época de calor. En esta ocasión la fuente luce rosa por el mes de la prevención del cáncer de mama, esta fuente en especial debería de encenderse todos los días o por lo menos sábado y domingo que es cuando hay más turistas, le dan un aspecto más agradable a Arandas ya que las de los portales simplemente no existen todo lo que se gasta para nada, pues esas si nunca se encienden, si las planearon debieron pensar por lo menos que se usaran, pero así suelen ser nuestros proyectos solo el día de la inauguración sirven después  pasan al olvido sin que nadie sepa porque sucedió.

Debemos empezar a  crear esa visión de que el centro debe ser más confortable, más armonioso, más atractivo y más seguro para la gente, para que acuda con su familia, se divierta, conviva y  disfrute los atractivos con los que cuenta como el trenecito del Parque Hidalgo.

Un par de esculturas de jimadores le vendría bien para iniciar la tradición de arrojar monedas para la suerte, para utilizarlas en darle mantenimiento y se mantenga activa la mayor parte del año, ojala y se embellezca más a la ciudad.

¡Vive Arandas!

Facebook Comments

Comments are closed.